fbpx
hello@moodtrips.com.ar

Ruta por la Selva Negra: Qué hacer en 4 días

Pueblos de cuento, spa de lujo, rutas panorámicas, caminatas por el bosque, lagos glaciares son algunas de las cosas que podrán disfrutar en esta ruta por la Selva Negra.

Soy de las que tiene carpetas en Instagram y tableros en Pinterest donde voy guardando imágenes de lugares que me gustaría visitar. Mi Google Maps está lleno de estrellas. Además, tengo mis carpetas en el Google Chrome donde conservo artículos de viajes, de esos que sé que en algún momento de la vida me gustaría hacer.

Entonces cuando surgió la posibilidad de hacer una escapada en el mes de abril, fui a mis fuentes de inspiración y aparecieron las imágenes y artículos de la Selva Negra, de pueblos medievales y castillos alemanes. Era primavera, el momento ideal para hacer este viaje.

Si bien cuando uno agarra el mapa parece que es todo cerca, lo cierto es que la Selva Negra es enorme y tiene muchísimas cosas para hacer. El recorrido ideal dependerá de los días disponibles y de lo que a cada uno le guste.

En este artículo les comparto mi ruta por la Selva Negra, un mix entre pueblos, principales ciudades y mucha naturaleza.

¿Qué es la Selva Negra?

Ruta por la la Selva Negra

Cuando hablamos de la Selva Negra muy probablemente lo primero que se nos viene a la cabeza es una torta de chocolate con cerezas. Si es así, no están tan errados, es que la torta tiene sus orígenes en esta región de Alemania.

La Selva Negra o Schwarzwald es una zona que se encuentra al suroeste de Alemania en el límite con Francia. Es una región montañosa donde abundan los bosques, los pueblos de cuentos, los lagos, los relojes cucú y el vino.

Las teorías sobre el nombre son varias. Una de las más aceptadas es que los romanos le pusieron este nombre debido a la oscuridad que se generaba en los caminos por la frondosidad de los árboles.

¿Cómo recorrer la Selva Negra?

Ruta por la Selva Negra

La forma ideal (para mi) de recorrer esta región de Alemania es en auto. Una de las cosas que más disfrute del viaje fueron los caminos que hicimos de un punto a otro. Los paisajes son impresionantes, de esos que las fotos no hacen justicia.

Además, recorrerla en auto les da la flexibilidad de ir cambiando el recorrido según sus ganas del momento y el clima o incluso, sumar alguna etapa.

Otras opciones para recorrer la Selva Negra es en dos ruedas (para los amantes de las motos o las bicicletas), contratando alguna excursión u organizándose con trenes y micros.

Los más aventureros, podrán contratar un motorhome y así amanecer con unas vistas privilegiadas.

Mi ruta por la Selva Negra

Si bien las distancias no son larguísimas, decidimos dividir el recorrido en norte y sur. Es así que elegimos dormir dos noches en Friburgo y tres en Baden Baden.

Al viajar en auto, los hoteles elegidos fueron en las afueras de las ciudades para que sea más cómodo a la hora de salir a recorrer y además para ahorrar en el estacionamiento (precio promedio diario €16).

¿Qué visitar desde Friburgo?

Friburgo
Friburgo

Friburgo es la ciudad principal en el extremo sur de la Selva Negra. Es una ciudad universitaria por lo que tiene mucha vida. Es famosa por su clima templado (dicen que tiene 300 días de sol al año) y sus acequias que recorrer la parte más antigua de la ciudad.

Día 0: Friburgo

Es el día 0 porque fue dedicado para viajar de Milán hacia Alemania. Llegamos hacia el atardecer, por lo que hicimos el check in y nos fuimos a caminar un poco por el centro de Friburgo.

Recorrimos la ciudad buscamos un lugar donde cenar para comenzar a degustar los platos típicos de la región, y las cervezas, por supuesto!

Día 1: Titisee + Triberg
Lago Titisee

El segundo día salimos rumbo al lago Titisee. Y acá fue el primer encuentro con la «Selva Negra», y es que los caminos eran espectaculares. Colinas verdes y frondosos bosques. Cada tanto aparecía alguna población de esas que parecen sacadas de un cuento. Y completaban el cuadro, los gigantes molinos de viento.

Titisee es un lago al sur de la Selva Negra. Tiene un pequeño centro donde se puede comprar algo para comer o sentarse en alguna cafetería. Podrán salir a recorrer el lago en barco o darle la vuelta caminando o en bicicleta.

Alrededor del lago encontrarán zonas donde podrán estacionar el motorhome, si deciden recorrer de esta manera.

Dada la vuelta al lago, almorzamos en un bar del centro y partimos rumbo a uno de los puntos más famosos de la Selva Negra, Triberg.

Triberg

«Las cascadas más altas de Alemania son el sello distintivo de Triberg.» El río Gutach desciende 160 metro en 7 cascadas desembocando en el centro de la ciudad. Tienen tres senderos diferentes para caminar la zona. La entrada cuesta €5, incluye el ingreso al Museo de la Selva Negra que muestra la vida cultural y económica de los habitantes de la región.

Otras de las cosas que podrán hacer en Triberg es conocer el reloj cucú más grande del mundo o visitar el negocio que tiene el mayor surtido de este tipo de relojes.

Además, aquí se encuentra una de las pastelerías donde hay que probar la torta de la Selva Negra, ya que aseguran hacer la receta original (Café Schäfer). Consejo, llegar temprano porque vuelan. Así nos pasó a nosotros, que la última porción se la vendieron al cliente delante nuestro!

Terminado el recorrido por Triberg volvimos a Friburgo, disfrutando una vez más de los caminos panorámicos.

Y este no era nuestro día, gastronómicamente hablando. La cena en Friburgo también fue frustrada. No hicimos caso a las recomendaciones de reservar con anticipación, por lo que nos quedamos con las ganas de comer en uno de los restaurantes recomendados para probar comida local (Zum Kranz).

Día 2: Martinskapelle + Friburgo
Martinskapelle

Y llegó la hora de sumergirnos en los bosques de la Selva Negra. El primer trekking que hicimos fue Martinskapelle.

La verdad es que son muchísimas las opciones que encontrarán para salir a recorrer la zona a pie, en bici o incluso para practicar sky de fondo. Hay de diferentes dificultades y distancias, por lo que será fácil encontrar alguna opción que se adapte a ustedes. Para mi, las caminatas en medio de la naturaleza fueron otra de las mejores cosas de este viaje por la Selva Negra.

En los puntos de partida encontrarán mapas indicando los diferentes recorridos que inician desde allí. Una vez dentro del bosque, irán encontrando diferentes indicaciones que les marcarán su camino. Mi recomendación es que vayan atentos, porque no siempre es tan claro. Tengan identificados los nombres de las etapas intermedias y, en caso de que haya, recuerden el color con que estaba marcado su camino.

Friburgo
Friburgo

Luego de un par de horas de caminata, la recompensa fue un almuerzo típico disfrutando del paisaje.

Recuperadas las energías, partimos rumbo a Friburgo para caminar un poco por la ciudad antes de partir para la segunda etapa del viaje.

En Friburgo son varias las cosas que tienen para ver por lo que se merece un artículo propio. Una de las cosas  que más me gustaron fueron esas callecitas de cuento con las acequias donde los chicos jugaban con barcos de papel.

Llegó la hora de partir hacia el norte.

¿Qué visitar desde Baden Baden?

Ruta por la Selva Negra
Baden Baden

Baden Baden es una ciudad ubicada en el extremo norte de la Selva Negra, muy cerca de Francia. Quizás por eso es que, por momentos, sentirán que están caminando por Paris. Es famosa por tener uno de los casinos más lindos del mundo y por sus baños termales, por lo que era el lugar ideal para la segunda etapa de esta ruta por la Selva Negra.

Día 3: Parque Nacional Selva Negra  + Gengenbach

Este Parque Nacional se encuentra entre Baden Baden y Freudenstadt. Es el lado más «salvaje» de la Selva Negra donde también abundan los caminos para recorrer a pie o en bicicleta. Además esta ruta panorámica que une ambas ciudades es reconocida como una de las más lindas de la zona.

Pueden acercarse al centro de información para conocer los caminos que se pueden hacer o visitar la web. ¿Dónde Queda? Schwarzwaldhochstrase 2. Ver más.

ruta por la Selva Negra
Parque Nacional Selva Negra

Además de caminar por los bosques, visitamos el lago Mummelsee (pequeño lago glaciar) y el Lothar Trail (donde podrán ver cómo se recupera la zona luego de que una fuertísima tormenta en 1999 arrasara con todo lo que encontró a su paso).

Finalizada la mañana de naturaleza, incluyendo almuerzo con una vista al verde, salimos hacia uno de los pueblos más conocidos de la región, Gengenbach.

Gengenbach
Gengenbach

Ahora sí que parece que estamos dentro de un libro de cuento. Este pueblo medieval conserva sus calles adoquinadas y mantiene sus casas con techo dos aguas impecables. Fue escenario de filmación de la película Charly y la fábrica de chocolate de Tim Burton, y tal es su encanto que también merece un artículo propio. Leer más.

Salimos del medioevo para sumergirnos en el lujoso mundo de Baden Baden para cenar en uno de sus tantos restaurantes. Además, caminamos un poco por el centro, y enseguida supe que iba a ser uno de mis lugares preferidos del viaje.

Día 4: Baden Baden
Baden Baden
Baden Baden

El último día de nuestra estadía en la Selva Negra, se lo dedicamos a recorrer esta ciudad de ricos y famosos, ideal para recuperar energías luego de varios días de caminata.

Durante la mañana recorrimos los principales puntos de la ciudad, para luego disfrutar de un almuerzo en Café König, famoso por sus tortas que probamos de postre. A la tarde nos sumergimos en las aguas termales del Caracalla Spa.

Finalmente, cerramos nuestro recorrido por la Selva Negra cenando en uno de los restaurantes que más me gustó del viaje, Weinstube im Baldreit (Küferstraße 3, 76530). No sólo me gustó por su comida, sino por el ambiente. Es difícil de encontrar, pero nada que no se pueda resolver con Google o siguiendo los carteles que encontrarán en la calle. Aquí también les recomiendo reservar con anticipación.

Y si Friburgo y Gengenbach se merecen un capitulo especial, Baden Baden no es la excepción.

Fin del recorrido

Y llegamos el final de este recorrido por Alemania. Sin dudas esta ruta por la Selva Negra superó mis expectativas. La inmensidad de los bosques, los sinuosos caminos, y, por momentos, la sensación de estar dentro de un cuento, fueron algunas de las cosas que más me gustaron de este viaje.

Son muchas más las cosas que pueden incluir en su itinerario, pero espero que esté artículo les sea de ayuda para definir su ruta por la Selva Negra. ¡Buen viaje!

Suscribirte al blog para recibir todas las novedades:

* indicates required


¿Querés ver más de esta ruta por la Selva Negra? → Date una vuelta por las historias destacadas de @mood.trips.

Antes de subirte al avión, te invito a leer el siguiente artículo: Requisitos para viajar a Europa (espacio Schengen).

♥ Si crees que este artículo podría interesarle a alguien, lo podés compartir o invitarlo a que lo lea!.

Compartir

Interacciones del lector

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *